Proyecto flaghunter:

Delirious

Dirigida por Tom Dicillo, 2006

Guión de Tom Dicillo

Peace Arch films

Nota media en filmaffinitty: 6.2  Número de votos: 1.131

Como ya dije en entradas anteriores, que una bandera estadounidense aparezca en una película no solo es cosa de las grandes productoras de Hollywood, las películas llamadas independientes también hacen uso de ese recurso. De las siete películas “independientes” que llevo vistas para el proyecto flaghunter, la bandera aparece en seis. Como en el caso de esta “Delirious“, película dirigida por Tom Dicillo. Ambientada en New York es un cuento de amor que nace desde un personaje hambriento y descalzo que hurga por las basuras hacia un mundo varios escalones arriba donde viven las estrellas que copan todas las revistas de papel couché. Dos tipos de basura diferentes. Durante la película, el director nos muestra espacios humildes, sucios, caros y lujosos.  De nuevo esa ambivalencia, que para el o la osad@ que haya leído las anteriores entradas que he escrito, ya le sonará familiar.

Vemos varias banderas en esta película. Tantas como cinco. Salen cinco banderas, pero en realidad podríamos casi decir que son seis, ya que en una escena una de las banderas también la vemos reflejada en un cristal. Me ha llamado la atención algún que otro detalle; como por ejemplo que la primera vez que sale, apenas vemos un pedazo de bandera y muy fugaz, un visto y no visto, y la segunda aparece en forma de pegatina en un vagón de metro que circula relativamente rápido, lo suficiente como para que apenas podamos ver la bandera más que de refilón. Hasta ahora, dos apariciones, dos muy fugaces apariciones. La siguiente bandera es la que se refleja en un cristal; bien, primero la vemos asomando tras un árbol y de nuevo no la vemos entera, más que un pedazo de ella ondeando tras el árbol; los protagonistas esperan en su coche a que salga un famoso para hacerle una foto. El famoso sale de operarse el pene y es por eso que quieren hacerle la foto para venderla a la prensa. Cuando sale por la puerta se dirige a su coche donde le espera el chófer que anda buscando por el suelo su teléfono pues se acaba de caer. Pican en su ventanilla para que abra y es en ese momento cuando vemos la bandera reflejada en el cristal, ahora la vemos entera. Lo curioso es que ese personaje que pica en el cristal para llamar la atención del chófer es un afroamericano, y empieza a golpear con sus dos manos justo en la parte donde la bandera se refleja. Es como si le diera unas cuantas bofetadas.

Luego aparecen dos banderas más, estas a la vista por completo. Una, en un plano secuencia que nos cambia de escenario, la vemos en un mástil a la entrada de un edificio. La siguiente, es una banderita que está colgada en una pared. Es en casa de los padres del fotógrafo interpretado por Steve Buscemi. El padre, colecciona armas de fuego, y la banderita la vemos colgada de un fusil. Aquí se unen esos dos símbolos tan estadounidenses, las armas y la bandera.

En resumen, banderas esquivas y parciales, espejismos golpeados y una banderita apoyada en el cañón de un fusil, por algo le llaman cine independiente… Eso sí, la propaganda sigue con sus anuncios, no solo la bandera aparece, de momento, en seis de siete independientes, además, de todas las películas que llevo vistas rodadas en el siglo XXI, la bandera ha aparecido en todas.

Anuncios

»

  1. plared dice:

    Curioso esto de las banderas…..

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s